Un castillo trepidante de gran colorido

Un espectáculo de fuegos artificiales de ritmo trepidante y de notable colorido verá el público cuando acuda en la noche del 17 de marzo a contemplar el disparo de Ricardo Caballer S.A. en el Paseo de la Alameda a la 1 de la madrugada.
Es la primera noche de la Ofrenda de Flores a la Virgen de los Desamparados y a ella, a la patrona de Valencia, y a las Falleras Mayores de Valencia, Sandra Muñoz y Rocío Pascual, le dedica los fuegos quien tiene por derecho un gran renombre internacional en el mundo de la pirotecnia y sillón en el consejo de grandes de estos festejos.
A Ricardo Caballer, hijo, que lleva las riendas de la empresa y es digno sucesor de Ricardo Caballer, abuelo y padre, le gustan los espectáculos con ritmo, que no aburran al público. ¨A mi me gustan de esa forma y sé los gustos de los espectadores porque los veo cuando realizo los disparos. Al público hay que darle y ofrecerle lo que le gusta, calidad y profesionalidad. En los castillos de Fallas no podemos percibirlo en su totalidad porque los hacemos en el Jardin del Turia debajo de donde están¨, comentó Ricardo Caballer.
Y agregó que ¨Un Festival de Pirotecnia como el del Nou d´Octubre no es lo mismo que un castillo en Fallas, sea como el que nos toca disparar o la Nit del Foc. Hay miles y miles de personas que acuden a presenciarlo y nos debemos esmerar en hacerlo bien. Luego ellos deciden y son muy especiales, muy duros con sus juicios y respetables¨
Características
El castillo de Ricardo Caballer tendrá una duración de 17 minutos 17 segundos. Esa duración es la que es para hacerla coincidir con el día de disparo, el 17 de marzo. Un castillo tomará el relevo a otro.
Cuando Pirovalenciana termine de limpiar el tramo del Jardín del Turia de los restos de su disparo entrarán los 25 operarios de Ricardo Caballer con sus camiones y materiales para empezar su trabajo, o sea sobre las cuatro o las cinco de la madrugada ya estarán levantando las piezas para los fuegos.
Se utilizarán 3.000 kilos de masa explosiva reglamentada y más de 2.000 órdenes de disparo que se emitirán desde los ocho ordenadores.
El tramo IX del Jardín del Turia condiciona el escaso uso de las carcasas de efectos bajos y, por su parte, dominan las de altura, como la que alcanzara 250 metros de altitud.
El castillo tendrá cuatro secciones con un resumen de todos los productos salidos de la fábrica de Olocau
En la primera se podrán ver volcanes con diferentes carcasas de gran calibre con bombardeos de trueno y en cuanto a colores iluminarán el cielo de la noche valenciana los sauce, camuro, palmeras con troncos anillados, los de espigas blancas mezcladas con intermitencia, cuño de la fábrica ubicada en Olocau; los crackers o los corchetes de colores.
El final será un gran final. Toda una tormenta de colores bien llevada después de un curso donde el espectáculo ha ido creciendo en intensidad paulatinamente.
Invitados de excepción tendrá Ricardo Caballer para su mascleta y su castillo como clientes griegos, de Madrid, de Alicante o de Villajoyosa, entre otros sitios.
En otros lugares.
Los amantes de la pólvora, tienen también la oportunidad de contemplar el arte de Ricardo Caballer en 40 comisiones falleras de la ciudad de Valencia y en poblaciones como L´Eliana, La Pobla de Vallbona, Albal, Paiporta, Sueca y Mareny de Barraquetes.
Ricardo Caballer comentó sobre esas comisiones y poblaciones ¨nos centramos en comisiones falleras que les gusta la pirotecnia ¨

“Ya estamos en Fallas”

La representación se basaba en el montaje ‘Tam tam’ que la agrupación estrenó en Barcelona el pasado mes de enero. Para este evento, ocasión, se reinventó y adaptó, teniendo muy en cuenta la altura -ya que los artistas trabajarán a 20 metros sobre el suelo- para que lo disfruten los miles de espectadores que han acudido a las Torres de Serranos. Además, Ricardo Caballer se ha unido a Maduixa Teatre para prender la mecha de las Fallas con sus artificios pirotécnicos.

Así, la Crida ha tenido “un gran componente visual y plástico”. La dirección ha estado a cargo de Joan Santacreu y el diseño de vestuario es del ganador de un Premio Max, Joan Miquel Reig, mientras que la vistosas máscaras que se han lucido son del también actor Enric Juezas. Asimismo, el peluquero Tono Sanmartín caracterizó a la cantante.

Fuente: elmundo.es

Cridá 2012

La “Crida” 2012 cuenta con un presupuesto menor que el año pasado, aunque la espectacularidad está garantizada gracias a la participación de Maduixa Teatre, una compañía de Sueca que realizará un modesto montaje teatral con el firme objetivo “de devolverle al acto la espectacularidad de años anteriores”. En el acto también participará Ricasa, la empresa pirotécnica de Ricardo Caballer.
La “Crida” 2012 empezará con el mágico incendio de las Torres de Serranos. Un juego de fuego frío y humo que simboliza el acto de prender la mecha, con el que Ricardo Caballer rinde homenaje a un ingrediente indispensable en la fiesta: la pólvora. La percusión, protagonista del acto, rendirá tributo a los miles de músicos que – agrupados en bandas o charangas- amenizan los actos y ponen la banda sonora a recuerdos imborrables en la retina fallera. Además, una actriz pondrá voz, con el lenguaje universal de la música, al corazón de todos los valencianos.

Fuente: LEVANTE -EMV

Gran despertà

Más de 4.200 cajas de «trons de bac» de la firma pirotécnica Ricasa fueron repartidas entre las más de 2.100 personas acreditadas para el evento. La cita comenzó con la salida de las Falleras Mayores y sus Cortes de Honor de la visita a San Juan del hospital. Fue entonces cuando toda la calle la Paz se vio invadida por los estallidos de los petardos encargados de despertar a los vecinos de la ciudad de Valencia y anunciar la llegada de las Fallas del 2012. Por octavo año consecutivo, la «despertà» contó con la colaboración especial de la Falla Mosén Corolla.